window.dataLayer = window.dataLayer || []; function gtag(){dataLayer.push(arguments);} gtag("js", new Date()); gtag("config", "UA-138690856-1");

Ubud, entre arrozales

Me perdí y me encontré un par de veces y es que, como en la vida, a veces es necesario perderse para poder despertar y encontrar nuestro verdadero propósito…

naturaleza

Me habían dicho que el tráfico en la isla es muy intenso, especialmente en Julio y Agosto por la alta afluencia de turistas en esa época. Aun así, estimé que hora y media era tiempo más que suficiente para recorrer los pocos más de 40 km que separan Jimbaran de Ubud.

A las 12:00 me entregaban en el hotel la Scooter que había alquilado, pero tenía tiempo de sobra. ¡Qué ingenua! Si, efectivamente, había mucho tráfico. Cuando todo empezaba a fluir, una señora decidió quedarse parada en medio de una curva sin motivo alguno y la envestimos por detrás. Todo fue muy rápido, mi conductor resopló, se paró, bajó y miró rápidamente si había daños mayores en los coches. La señora estaba enfadada y empezó a increpar a mí conducir. ¡Encima! señora, si usted confunde el freno con el acelerador no es culpa nuestra. Afortunadamente no pasó nada grave y seguimos la marcha.

Vi el billete de 10.000 rupias que tenía como ofrenda a los dioses en el salpicadero del coche y pensé que parecía no ser suficiente para protegernos de los choques inesperados, pero no dije nada, no era momento para ironías. Miré el reloj, nuestra localización en el mapa y le pregunté a mi conductor, que iba a paso de tortuga y se mostraba más preocupado por el incidente que por llegar, cuanto creía que tardaríamos. Íbamos a llegar tarde, muy tarde y avisé al hotel que muy amablemente el día anterior me habían enviado un WhatsApp informándome de una persona y teléfono contacto disponibles 24 horas al día en caso de necesidad.

Al fin llegamos después de dos horas y media de camino. Se me había hecho tarde y tenía hambre, así que decidí cambiar los planes iniciales. Salí con la Scooter, tras comer tranquilamente en el restaurante al aire libre del hotel, camino de los campos de arroz de Tegallalang con gopro y móvil perfectamente fijados en el manillar.

Mis ojos intentaban captar toda la hermosura de la zona mientras seguía las indicaciones de Google maps, subía y bajaba pronunciadas cuestas sin arcén, sin marcas ni señales, sorteaba el denso tráfico puntual y me concentraba en conducir por el lado correcto. Me perdí y me encontré un par de veces y es que, como en la vida, a veces es necesario perderse para poder despertar y encontrar nuestro verdadero propósito. Gracias a esas pérdidas descubrí una calle llena de tiendas monotemáticas, una solo de bolsos, otra de elementos decorativos, otra de sombrillas, etc. con mejores precios que el mercado artesanal de Ubud, eso sí siempre hay que regatear, o casi siempre. Más tarde descubrí que la mayoría de los vendedores de Ubud van allí a comprar.

¡Ups, mi móvil se estaba quedando sin batería! Tampoco me quería perder la ceremonia del té tumbada en una de las tradicionales camas balinesas rodeada de vaporosas telas transparentes mientras contemplaba la exuberante naturaleza, la piscina infinita rodeada de sombrillas de colores y los campos de arroz. Así que, sin haber alcanzado mi destino final, inicié mi camino de regreso entre nativos ataviados con botas de plástico y gorros en forma de cono cultivando los campos de arroz, señoras con pesadas mercancías a sus espaldas caminando en medio de la carretera, perros tirados que se levantaba a mi paso ladrando furiosamente por disturbar su sueño, Scooters con hasta 4 personas en ellas, grupos de hombres conversando, coches y bicicletas.

Si quieres conocer más sobre mis experiencias en Bali o necesitas ayuda para organizar tu viaje o evento en Bali, suscríbete o pregúntame.

Con la mejor de mis sonrisas,

Carmen.

2020-02-09T09:21:42+00:00

Deja tu comentario

Esta página web usa cookies Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Usted acepta nuestras cookies si continúa utilizando nuestro sitio web. Settings Acepto

Cookies

Pruebas